SJ LifeMag - шаблон joomla Новости

Liberales aletargan por manos propias

El Partido Liberal Radical Auténtico, celebra un aniversario más de la  insurrección popular contra el gobierno colorado del Presidente Juan Gualberto González, que fracasó en 1.891, en medio de las mismas peleas internas que los lleva a convertirse en “apéndice” de un Gobierno al que dicen oponerse, pero a la par lo defienden.

El letargo del PLRA se debe a la misma descoordinación y mezquindad de los sectores liberales en pugna por ser considerados en esferas del poder. El eterno internismo ha llevado al liberalismo paraguayo solo a ser figura de los medios de comunicación por la “jauría” en que se convierten en forma constante por los zoquetes, y a pasar a ser libero-cartistas.

La altura de un centenario partido cimentado en loables figuras del patriotismo paraguayo, no es coincidente con lo politiquero que se ha visto en estos últimos tiempos de varias de sus figuras. El poder, o mejor las ansias por ocupar cargos estatales, han desnudado verdaderos ideales de dirigentes azules, que prefieren ocuparse de intereses propios antes que por dar solución a los de la generalidad, e incluso a la de su misma agrupación política.

Este desfasaje entre propios ideales da la pauta que la politiquería sigue vigente en un partido que prometió ser diferente, pero resultó ser más de lo mismo. Internismos salvajes que no culminan ni siquiera con “pactos”, miden la “altura” moral y patriota de los dirigentes.

En tales circunstancias, teniendo a líderes llanistas más cerca de Cartes que del Partido Liberal, difícilmente obtengan protagonismos deseados, pues la falta de unidad, solo los debilita y los convierte en presa fácil de sus eternos verdugos. Es natural la divergencia, pero no en torno a algo que todos mencionaban estar de acuerdo: la ideología y el interés general. La hipocresía sigue siendo la forma de vida de muchos que expresan patriotismos, pero viven en la mediocridad de apuntar siempre a obtener lucro.

Este es el reflejo del PLRA para la ciudadanía que observa cómo sus esperanzas se esfuman. Todos hablan de buscar consensos, pero nadie se digna de concretarlas. Bien cabe el término de que “un liberal es el peor enemigo de otro liberal”. Se necesita de una nueva “gesta”, pero en contra de los males perentorios que agobian a sociedades enteras. Un levantamiento contra la corrupción imperante, el clientelismo y el vedetismo, venidos del propio PLRA.

La dirigencia está en deuda no solo con los adherentes al sector, sino con la misma ideología del partido fundado en principios del bien común y de altos valores patriotas. Los buenos liberales deben tener vergüenza de sus autoridades que no se comportan dentro de lo correcto. En Ciudad del Este también se tiene vergonzoso personajes liberales, que se someten por “galletas” a clanes nefastos.

El Partido Liberal nunca tuvo gran protagonismo en esferas del poder, pues algunos de sus elegidos brillaron por la hipocresía e inacción, si se quiere es hasta genético, pues desde “madre”, hija e hijo, viven el mismo esquema corrupto. El país necesita un PLRA diferente, no genuflexo por cargos o dinero. La ciudadanía de apoco va aprendiendo a elegir, y comprende las faltas, desaciertos e incoherencias de administraciones como esta.

El error más grande que cualquier grupo político puede cometer es el sometimiento de los representantes del pueblo, algo tan atroz como la corrupción. La seducción por zoquetes terminará en un “mal de amores” que puede llegar a ser incontrolable y de consecuencias catastróficas para todo el partido.

No ver esto por la ceguera propuesta por cargos es de tontos. Dar espaldarazos al robo de los recursos públicos, es tan estúpido, y solo los conduce al camino del repudio generalizado, por lo menos de la gente pensante. Los buenos liberales deben exigir correctos comportamientos de sus representantes, y ya no volver a elegir a prostituidos políticos.

Nosotros

Desde el 9 de febrero del 2006, estamos en sus manos con lo primero que ocurre en el Este del país. Nuestra expansión va acompañada a las exigencias de la actualidad hoy, donde las noticias llegan primero. Informar, opinar, exteriorizar nuestro pensamiento sobre los temas que interesan a la gente, y por sobre todo contarles las noticias tal como ocurrieron, será siempre nuestro primer objetivo. Desde esta página digital, y esperando estar en sus manos cada día con nuestra edición impresa, les invitamos a vivir con nosotros la importancia de compartir EL PODER DE LA INFORMACIÓN…

Ultimos posts

Seguinos en:

Newsletter

Mantengase Informada de Todo lo que pasa en Diario TNpress!